Opinión

Felipe Ramos Rizo

Uno de los mejores árbitros en la historia de México. En RÉCORD analiza la actuación de los silbantes en cada partido de la Liga MX.

Comenzó el vía crucis

2022-05-10 | FELIPE RAMOS RIZO
Comparte en:

Comenté la columna pasada que lo que mal empieza, mal acaba, la Comisión trató de tener a lo mejor en Repechaje, pero fallaron, no hubo mejoría en la calificación de faltas, por lo que jugadores que tenían que ser expulsados no lo hicieron y otros fueron expulsados injustamente.

En la FMF tendrán que cambiar el reglamento: aquí se le autoriza al jugador a insultar al árbitro, manotear, se les encaran y nadie hace nada, nadie toma la responsabilidad de expulsar, se han vuelto indignos y por recibir una designación más y no perder su ingreso semanal, aceptan todo.

Qué deteriorada está la imagen del árbitro mexicano, pero no sólo en Liga MX está la crisis en su apogeo, hay que ver lo que está pasando en Expansión, pero sobre todo en Femenil, donde se desbordó la violencia.

Por cierto, sería interesante que nos explicaran con manzanitas y como dicen por ahí, para conocedores, entender, por qué no usan a los VAR FIFA en Repechaje (Ángel Monroy, Arturo Cruz Hurtado y Eduardo Galván) y si ponen en práctica la 'cuatitud' y nepotismo al usar a JJ Rangel, Cácerez y el hijo del instructor de la Comisión de Árbitros, Edgar Alan Morales y el consentido del presidente Guillermo Pacheco.

Y además dónde quedaron todos los certificados, incluso aquel que decían que era el mejor VAR del mundo, Martínez Bravo, nos podrían explicar.

El Cantante sigue haciendo de las suyas. Al 23', no amonesta a Aldrete que da una patada por detrás a un adversario y al 53' retoma su característica de reconciliador al apapachar a Antuna, que simula en el área necaxista no amonestándole.

Lo más criticable es cuando anula el gol de Necaxa, de Aguirre al 83', por una supuesta falta de Formiliano, pero afortunadamente el VAR lo saca de la barranca, por último de dónde sacó la mamarrachada de acariciar con ambas manos la cara de un jugador necaxista, el jugador lógicamente se molestó.

Cesarín Ramos, en su peor momento, el primer tiempo lo sacó bien, pero el segundo fue un desastre, una cacería de patadas incluyendo la agresión con la mano y antebrazo que Martínez le da en la espalda a Vidrio, el cual era de expulsión y sólo sancionó la falta.

Todos le gritan y manotean, ha perdido credibilidad, la expulsión de Barragán absurda, lo malo que Santander en el VAR no lo ayudó a corregir. No se apoyan, tal parece que no se llevan muy bien, porque se dan cada puñalada. Para finalizar ayer escuché la mejor descripción de Cesarín en la trasmisión "Soberbio, malo y con poder", y conste que no fui yo el que lo dijo.

Marco A. Ortiz, cuando se hacen los occisos se meten en problemas, lo del Beltrán es increíble que no lo haya amonestado por subirse a la tribuna y retardar la reanudación; cada quien aplica sus reglas, ah, pero luego lo amonesta por retardar su salida en el cambio, que ridículo.

La acción de Macías es de expulsión y sólo amonestó, así es que aplicando las reglas de juego, Chivas tenía que terminar el partido con nueve jugadores, pero ante el descuido e irresponsabilidad de Marco terminó con 11.

Jorge A. Pérez, caprichoso trabajo, se enoja y pierde el control, agregar que ahora encara a los jugadores, pero lo peor es que se desquita no sancionando faltas. Es muy revanchista, su arbitraje no influye en el marcador, pero ahora cree que es una gran figura y nunca lo será, nunca estará en la lista de Concacaf para sus eventos y mucho menos en FIFA.

Por último, lo que vi en los partidos de la eliminatoria entre Pachuca ante América en femenil es alarmante, violencia y en algunos casos de prepotencia por parte de algunas silbantes.

Hay que ver la forma en que la árbitra Francia González trató a las jugadoras, a punta de grito las trajo en el partido, la violencia se desbordó sin que los árbitros hagan algo, también en el partido Morelia contra Atlante hubo de todo, la incapacidad de Vicente Reynoso para dirigir es notable, expulsó injustamente y al igual que en LIGA MX les dicen de todo, los asistentes son insultados y no pasa nada, esa es la modernidad del arbitraje mexicano, Sr. Osses.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: MARCO ORTIZ DEBIÓ EXPULSAR A JJ MACÍAS