Paramédicos de Ecatepec atienden entre nueve y once pacientes graves por Covid-19 al día

Paramédicos durante Covid-19
Paramédicos durante Covid-19 | IVÁN MONTAÑO
Los profesionales de la salud alertaron del aumento de casos durante el mes de enero
2021-01-22 | DANA ESTRADA
Comparte en:

Para los casi 30 paramédicos que manejan las siete ambulancias del municipio mexiquense de Ecatepec, enero ha sido el mes de máxima prueba, ya que entre heridos, y sobre todo enfermos de Covid-19 el ritmo de trabajo aumentó hasta un 70 por ciento más. Esto, debido a la alza en hospitalizaciones de infectados por el virus, que resultaron en las reuniones de diciembre, y la segunda oleada de la pandemia. 

Ecatepec, es el municipio más poblado del Estado de México ya que cuenta con más de 1 millón y medio de habitantes, al día pueden registrarse más de 40 emergencias que van desde accidentes de tránsito, enfermos crónicos, y desde hace unos meses se integró a la lista los infectados por Coronavirus

Ante esta situación se tuvo que disponer de una de las siete ambulancias para atender esta enfermedad que acecha desde principios del 2020. Actualmente, cuatro paramédicos son quienes van por todo el municipio atendiendo entre nueve a 11 pacientes graves por Covid-19. De hecho, la mayoría de estos enfermos ya presentan una saturación de oxígeno inferior a los 50. 

Mientras que las otras seis unidades deben de atender los problemas diarios como atropellamientos, choques, enfermedades crónicas a domicilio, y los cuales ascienden a casi 40 servicios al día. Pues aunque, ahora la pandemia sea el principal problema de salud y mortalidad en el mundo, los accidentes y desgracias continúan. 

Andrés Torres, es el Jefe de Departamento de la Unidad Prehospitalaria de Ecatepec, y él junto al equipo de paramédicos mexiquenses han visto el avance de este virus. Ya que, cuando fue la primera oleada entre los meses de mayo y junio, atendían como máximo a 10 personas en situación realmente grave. 

Paramédicos durante Covid-19

Sin embargo, durante los meses en semáforo epidemiológico naranja las atenciones bajaron a más del 40 por ciento, ya que diariamente auxiliaban a tres o cuatro enfermos de gravedad. No obstante, esta segunda oleada incrementó las cifras que se mantenían medio año atrás, es decir hasta 11 servicios a lo largo y ancho del municipio. 

“Se nos ha ido complicando cada vez más por la saturación de hospitales. Se nos ha complicado tanto con la ciudadanía como con nosotros. Porque ya no hay espacios en los hospitales. 

“A lo mejor a la gente se le hace poco 11 hospitalizados al día, pero súmale para una semana o un mes. Es demasiada gente, además para poder ingresarlos llegamos a esperar más de dos horas”, explicó Andrés. 

Este incremento se debe a la temporada invernal y sobre todo a las fiestas que ocurrieron en diciembre, debido a la irresponsabilidad y baja guardia de la población municipal. Sin embargo, este incremento se comenzó a ver desde septiembre. Por lo que han sido meses muy duros y de mucho trabajo. 

La mayoría de los casos que han atendido  de gravedad son personas de la tercera edad que además de estar infectados, presentan enfermedades crónicas como diabetes, hipertensión, sobrepeso, problemas de corazón, y más. 

Todos estos casos sólo son atendidos en cinco hospitales del municipio que cuentan con área Covid: Hospital Las Américas, Hospital General de Ecatepec, Clínica 75, Clínica 68 y la 196 de Seguro Social. Además también han brindado traslados a Tlalnepantla, Coacalco, y Tecamac. Por lo que las distancias para esta ambulancia son largas. 

Pero… ¿cómo se cuidan estos paramédicos que en todo momento arriesgan su salud y la de sus familias?.

Desafortunadamente, la mayoría de los 30 paramédicos han contraído el virus. De acuerdo con Andrés Torres, son raros quienes no se han contagiado. Pero era algo que esperaban a estar tan expuestos al SARS-CoV-2. 

Paramédicos durante Covid-19

Cada paramédico debe usar el traje tyvek, con dobles guantes, cubrebocas N-95, goggles. Sin este equipo el traslado de un paciente no podría ser posible. Además usan una cápsula para aislar al enfermo. Una vez que logran hospitalizar a la persona, limpian la unidad, con la intención de desinfectarla. 

Sin embargo, al llegar a la Base Gobernadora, ubicada en las Fuentes Ecatepec, cerca de ‘La Costeña’, deben limpiar una vez más la unidad con cloro, alcohol, y sales cuaternarias de amonio. Se limpia todo, manijas, puertas, ventanas, camillas y la cápsula. 

Los paramédicos son sanitizados, y su traje tyvek, guantes y cubrebocas, deben desecharse. Ya que su tiempo de vida es sólo de una emergencia. 

“Además de sanitizarnos bien. Toda nuestra ropa a vamos aquí para intentar no llevar el virus a nuestras casas. Aunque a la mayoría ya nos dio, no jugamos con la inmunidad, pues aún no se sabe mucho de ella”, comentó Andrés.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: FEMINICIDIOS: EN CDMX, 70 POR CIENTO CONTINÚAN IMPUNES