Opinión

Felipe Ramos Rizo

Uno de los mejores árbitros en la historia de México. En RÉCORD analiza la actuación de los silbantes en cada partido de la Liga MX.

Nota mundial

2021-02-23 | FELIPE RAMOS RIZO
Comparte en:

Me parece que en el arbitraje mexicano se olvidó enseñar varios detalles a los árbitros, el significado de la palabra 'arbitrar' agregando conducción, control, intuición, lectura de partido y la más recurrente en los juegos y donde más problemas tienen es en la calificación de faltas.

Hoy el árbitro sale a sacar el partido, se ha convertido en un pita faltas, no tiene los recursos arbitrales para tener una buena conducción, los mandan a la guerra sin fusil, por eso las inconformidades cada semana, no hay instrucción en aula y mucho menos en cancha; el arbitraje está en total abandono, sin figuras, sin imagen y, lo peor, están perdiendo credibilidad.

Lo que dio vuelta al mundo fue lo de Oscar Macías, este es el ejemplo de lo que es el arbitraje mexicano, es ilógico que designen al Cruz Azul vs Toluca, es el árbitro con el mayor número de castigos por sus bajas calificaciones y errores reglamentarios. Venía de 4 jornadas de castigo por una mala intervención en el VAR, su pésima técnica arbitral impide un gol de Rodríguez al ingresar al área en forma incorrecta e interponerse en la trayectoria del balón, después de esta acción se perdió y ya no supo qué hacer. Sancionó un penalti inexistente a favor de Toluca, permitió protestas y la conducción fue de escasa calidad, creo que Oscar está viviendo horas extras en el arbitraje.

Otro que nada tiene que hacer es Adonaí Escobedo, su arbitraje llevó el partido a tres conatos de bronca, 8 amonestados y 4 expulsados, con el VAR y sus intervenciones perdió cerca de 8 minutos en el segundo tiempo, revisó una jugada en el VAR para amonestar. Los técnicos le gritaron de todo en el primer tiempo y no hizo nada, jugadores de bancas le manotearon y gritaron, la gran cantidad de patadas que no logró controlar y las protestas en cancha, de conducción ni hablar, no sabe qué es, y de premio le dieron de VAR en Tigres, sólo eso pasa en México, lo que no entiendo que hay gente que lo defiende, hágame usted el favor.

Luis Enrique Santander, en casi todos mis análisis del 'Tribilín' siempre he comentado que no sabe correr en la cancha, estorba y ahora un balonazo lo mandó al suelo, esta acción es la muestra de que no sabe girar, que nunca le enseñaron o lo entrenaron para tener agilidad y evitar que le pegue el balón, la distancia del tiro fue de por lo menos 6 metros, en verdad no pudo evitarlo y pasar la vergüenza de caerse, agregar el penalti que no sancionó a favor de Monterrey al 69', éste pudo ser la victoria para monterrey.

Fernando Hernández, ni diciéndole, toma la decisión acertada, la acción del minuto 9 donde Sornoza le da con los tachones a Quiñonez es de roja y la dejó en amarilla, hasta la marca de los tachones le dejó en la rodilla; perdió 4 minutos en la revisión y ahora resulta que el VAR sirve para amonestar, cada día peor.

Otra muestra de la escasa calidad en la conducción es en el partido Juárez vs Mazatlán, donde Oscar Mejía sancionó 35 faltas y sólo dos amonestados, exagerada la cantidad de faltas, patadas y cero control del partido.

Aplaudir la decisión de Fernando Guerrero en la expulsión de Jesús Angulo, de Atlas, para aquellos que siguen diciendo que el contacto abajo del zapato es amarilla y arriba es roja, tomen en cuenta esta acción para no seguir diciendo mentiras; lo malo, el penalti de América, un pisotón accidental de Henry Martín no puede ser penalti, qué mal que el VAR no lo auxilió.

Por último, Marco Ortiz en UNAM vs León, un partido que no exigió, lo malo que la patada de Vigón es de roja, una patada por detrás sin la más mínima posibilidad de jugar el balón e ir directo por su adversario no puede quedar en amonestación, está bien que el partido no exija, pero acomodarse las jugadas para no expulsar es para árbitros comodinos y faltos de personalidad.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: EL CHISME